Entradas ‘yeswecamp’

#SpanishRevolution

21/ 05/ 11

Jornada de reflexión

Hace un par de d√≠as me gradu√© las gafas. Despu√©s de 10 a√Īos el cambio fue brutal. El mundo dej√≥ de ser un lugar medio borroso y comenc√© de nuevo a apreciar los detalles, la sutileza de las cosas. Pero, sobre todo, por la noche, mir√© al cielo y vi algo que se me escapaba desde hac√≠a mucho tiempo: las estrellas, miles de estrellas. √öltimamente s√≥lo apreciaba las m√°s brillantes, dos o tres en el cielo habitualmente lechoso de Asturias. Y mirando el cielo, sinti√©ndome el protagonista de 2001 (“Dios m√≠o, hay miles de estrellas”), comprend√≠ algo que hab√≠a o√≠do unos d√≠as atr√°s.

Un joven de unos 20 a√Īos, desde la Puerta del Sol, interrogado por un periodista acerca de su objetivo permaneciendo all√≠, dijo algo que al principio me pareci√≥ un poco absurdo. Dijo que estando all√≠, intercambiando ideas y emociones, la gente se conoc√≠a, se encontraba. Los contertulios de ese gran progama de humor infantil que se llama El gato al agua, continuaron con sus comentarios habitualmente despectivos y yo me fui a la cama pensativo. Ahora lo entiendo. Vivimos entre personas, trabajamos con ellas, las encontramos en el autob√ļs, nos venden el pan, pasan por nuestra consulta, pero no las conocemos. Hablamos del partido del siglo o del tiempo para el fin de semana. Sabemos que est√°n ah√≠, como las estrellas, pero no los vemos. Esta semana todos nos hemos graduado la vista. Hemos mirado alrededor con ojos nuevos y hemos comprendido que somos muchos, que somos millones, y que por ello nuestra fuerza es enorme. Desde todas las plazas el pueblo grita, nosotros gritamos nuestra indignaci√≥n y los poderosos y sus ac√≥litos miran perplejos y confusos.

El Roto

Nuestros j√≥venes son realmente la generaci√≥n m√°s preparada de la Historia. Pero no s√≥lo porque hayan estudiado tres licenciaturas o sepan cuatro idiomas. Internet ha roto todas las barreras y todas las censuras, ha hecho el pensamiento mucho m√°s libre, la informaci√≥n inifinitamente accesible. Sabemos qui√©nes somos y d√≥nde estamos. No sab√≠amos cu√°nto poder ten√≠amos pero ahora lo sabemos. Las leyes apisonadora de la Uni√≥n Europea o del Gobierno Espa√Īol llegan tarde. Los poderosos no han entendido Internet. La tropa de frontalizados que cada noche defiende los intereses del dinero en casposos canales de televisi√≥n se cubre de gloria luciendo su analfabetismo funcional y su ignorancia ali√Īada con historias para no dormir que les debe escribir alg√ļn guionista de serie B.

Ayer nos pasamos por #acampadaoviedo, por una plaza de la Escandalera repleta de gente de toda edad y condici√≥n. Gente indignada pero sonriente, orgullosos de ser una peque√Īa porci√≥n de algo grande. Hoy todas las plazas de Espa√Īa, y de otros muchos lugares, giran, como la Tierra, alrededor del Sol. En la Puerta del Sol el pueblo da un ejemplo de grandeza, de seriedad, de organizaci√≥n y de imaginaci√≥n. Y muchos, desde la distancia, vibramos con ellos.

Hoy, reflexionando, me he dado cuenta de cu√°nto me gustar√≠a estar all√≠, en la enfermer√≠a de la Puerta de Sol, codo con codo con el Dr Casado y Clara Benedicto. Cu√°nto me gustar√≠a haber hablado como lo hizo Cristina, de Burgos, en los micr√≥fonos de Radio Nacional. Qu√© grande ser√≠a que estos sue√Īos se prolongaran y evolucionaran, m√°s all√° de lo que ocurra ma√Īana, y la democracia triunfara. Reflexionando me he dado cuenta de que esta semana, en muchos rincones de este pa√≠s, ha triunfado el esp√≠ritu humano.

Acampada Sol