El gran dictador

26/ 02/ 10

El gran dictador

Este a√Īo se cumplen 70 del estreno de esta obra maestra del (a mi modo de ver) m√°s grande de los hombres del cine, el ingl√©s Charles Chaplin (1889-1977). Chaplin fue un todo terreno en un arte que estaba definiendo sus posibilidades expresivas, y al que llev√≥ a cotas a√ļn no superadas. Actor, director, escritor, productor y compositor cre√≥ un personaje entra√Īable que le dio fama universal: el vagabundo al que en Italia, Francia y Espa√Īa conocer√≠amos como Charlot y en gran parte de Latinoam√©rica como Carlitos.

Criado en la miseria en las calles de Londres, trabaj√≥ en distintas compa√Ī√≠as de teatro antes de llegar a California y convertirse en la m√°xima estrella del emergente cinemat√≥grafo. All√≠ realiz√≥ un mont√≥n de cortometrajes c√≥micos antes de pasarse al largo y crear un pu√Īado de obras imperecederas: El chico, Una mujer de Par√≠s, La quimera del oro, Luces de la ciudad, Tiempos modernos, asombraron a los espectadores de todos los pa√≠ses. La llegada del cine sonoro, que supuso un golpe para la mayor√≠a de los directores, acostumbrados a expresarlo todo sin decir nada, tambi√©n fue dif√≠cil para Chaplin. Hasta El gran dictador no aprovechar√≠a la fuerza expresiva de las palabras, pero ¬°de qu√© manera!

El gran dictador es una cr√≠tica contra el nazismo alem√°n y, por extensi√≥n, contra todos los fascismos y dictaduras. Comenz√≥ a rodarla la misma semana que estallaba la Segunda Guerra Mundial, en un momento en que los Estados Unidos, a√ļn no sab√≠an que baza jugar en el asunto. Este hecho convirti√≥ a Chaplin en blanco f√°cil para la derecha americana, que le acus√≥ de ser un “antifascista prematuro” y de actividades antiamericanas. Precisamente sus ideas progresistas, que rezuman de toda su obra, pero particularmente de El gran dictador, le hicieron objeto del ensa√Īamiento del Comit√© de Actividades Antiamericanas. El 17 de septiembre de 1952, el fiscal general de Estados Unidos dio instrucciones a inmigraci√≥n para retener a Chaplin, su esposa y varios de sus hijos, cuando viajaban en el Queen Elizabeth para asistir al estreno de Candilejas en Europa. Chaplin decidi√≥ no volver a los Estados Unidos. S√≥lo romper√≠a su decisi√≥n cuando se le concedi√≥ un Oscar honor√≠fico, en 1971.

La pel√≠cula cuenta la historia de un barbero jud√≠o, h√©roe de la Primera Guerra Mundial, de enorme parecido f√≠sico con el dictador Astolfo Hinkel, y de las confusiones que este hecho genera en medio de un tiempo convulso en que un pa√≠s se cree con el derecho de gobernar el mundo, y unos hombres se consideran mejores que otros en nombre de un absurdo concepto de raza. Por supuesto hay en ella mucho humor, tambi√©n amor, algo de m√ļsica (a continuaci√≥n os dejo la coreograf√≠a que organiza el barbero en torno a la Danza H√ļngara n√ļmero 5 de Brahms) y una gran ternura.

La pel√≠cula se estren√≥ en Espa√Īa en 1976 tras la muerte del dictador Franco, y si por alg√ļn motivo ser√° recordada, ese debe ser el discurso final del barbero disfrazado de Hinkel exhortando a la humanidad a dejar la mecanizaci√≥n del hombre, a combatir las dictaduras y la discriminaci√≥n, y a recuperar la humanidad. No os lo perd√°is

Etiquetas: , ,
Puedes dejar un comentario, o un trackback de tu sitio web.

Una respuesta a “El gran dictador”

  1. Mónica Dice:

    February 26th, 2010 at 11:16 am

    Es la primera película hablada de Charles Chaplin. :))

Deja un comentario